Compartir

Una fiscalización de los terrenos ocupados irregularmente en el sector de
Huantajaya en Alto Hospicio, efectuó la seremi de Bienes Nacionales de
Tarapacá, Pilar Barrientos, junto a las jefas de las Divisiones de Bienes
Nacionales, María Angélica Palacios y de Catastro, Carmen Correa, además del
encargado de fiscalización, Haroldo Henríquez.
Se trata de 29 hectáreas ubicadas en las cercanías de la ruta 610, que fueron
tomados por un particular, que a su vez los distribuyó a terceros que realizan
diversas actividades de carácter productivo, ya que en el lugar se constató la
existencia de talleres mecánicos, chatarrerías y estacionamientos que funcionan
fuera de la ley, además de usarse con un propósito habitacional, por lo cual la
comitiva les solicitó personalmente a los ocupantes la restitución voluntaria de
estos inmuebles.
La mayoría de los entrevistados respondieron con evasivas sobre cómo llegaron a
ocupar este inmueble, sin embargo todos coincidieron en que le entregaron
diversas sumas de dinero al supuesto “dueño”.
Esta Secretaría Regional Ministerial anteriormente había efectuado tres desalojos
con apoyo de la fuerza pública, dos de ellos durante la administración de Pilar
Barrientos en 2013 y una tercera se gestó en 2015, las cuales tuvieron como
propósito central recuperar terrenos fiscales ocupados irregularmente, que podrían
tener un mejor destino para el desarrollo económico y social de Alto Hospicio.
Al concluir la seremi Pilar Barrientos, expresó, “con esto queremos entregar una
señal de tolerancia cero a quienes quieran especular con terrenos ajenos y
recordar a quienes deseen impulsar algún tipo de proyecto productivo que deben
tramitar ante Bienes Nacionales las solicitudes de arriendo de un bien fiscal”.
Lectura de fotos: Fotos de la fiscalización.